1. Características

La Rosa de Jericó es una planta muy curiosa porque se mantiene viva incluso con largos periodos sin agua. Además, se le adjudican poderes mágicos y curativos

Es de fácil cuidado y muy recurrente para jardineros y naturalistas por la resistencia que tiene a periodos secos.

No es una rosa de rosal, tal cual, nosotros la conocemos. En realidad, es un helecho, cuyo nombre científico es Anastatica Hierochuntica, también se le conoce como doradilla o planta de la resurrección. Este último apodo vuelve a reafirmar todas las ideas mágicas que la envuelven.

Originaria de los desiertos de Arabia, Egipto y Palestina. 

Hay otra variedad que proviene de Centroamérica, llamada falsa Rosa de Jericó o flor de Jericó, que es bastante similar.

Realmente no se conoce el momento en el que se le dio el nombre de Rosa de Jericó, ni el porqué. Se cree que la encontraron y la llevaron a Jericó unos viajeros en los primeros siglos de la Edad Media. Pero no hay muchos más datos sobre ella.

La historia sobre esta planta trae consigo creencias de diferentes culturas que coinciden en la magia y los poderes extraordinarios que la Rosa de Jericó posee. 

Se puede encontrar de varias formas:

1. Una de ellas es hecha una bolita, como un matojo muy mustio. La encontrarás así cuando el sitio en el que está no le gusta. Es su forma de decir que necesita un cambio. 

2. Pero ¡ojo! Cuando está bien a gustito la encontrarás extendida y de un color verde que muchos quisieran. La verás así sobre todo cuando los niveles de humedad están a su gusto. El ambiente húmedo es sin duda alguna su preferido.

En innumerables ocasiones ocurre esta alternancia y estas dos fases puede realizarlas alternativamente durante más de 20 años.

La historia revela que durante milenios ha sido utilizada esta rosa por ocultistas, brujos y chamanes porque le atribuyen poderes mágicos y que puede lograr lo deseado o invocado por estos personajes.

1.1 Propiedades Mágicas

Esta planta es considerada una de las más mágicas que hay. Se la considera una planta sacra. Ha sido utilizada durante miles y miles de años por chamanes y brujos. Por el sinfín de propiedades mágicas que posee. 

¿Cuáles son esas propiedades? Se dice que la Rosa de Jericó es capaz de absorber las energías negativas del lugar en el que se encuentra. Lo mejor de todo es lo que hace con esas malas energías, esta flor es capaz de transformarlas en positivas.

Hace tantos años que se utiliza esta planta que ha adquirido varios usos mágicos. Uno de los más destacados es que tiene la propiedad de bendecir y proteger casas. Además de atraer la suerte, el dinero y la fortuna en los negocios. 

Ayuda en la vida matrimonial o en pareja, a los estudiantes con sus exámenes y es maravillosa para armonizar en el trabajo.

Y también podemos destacar su gran efectividad para tener prosperidad económica e incluso en la suerte de los hijos con sus vidas.

Tener esta plantita en casa hace que vaya todo lo bueno.

1.2 La planta con capacidad de resurrección

La Rosa de Jericó es una especie de gran importancia en el ámbito espiritual, sobre todo ejerce atención al pasado para ser utilizada en el presente. Es decir, son los hechos suscitados anteriormente la que le han dado un calificativo de poder mágico.

1.3 Propiedades terapéuticas

En los aspectos que más puede ayudar esta planta es con las heridas, ayuda a que sanen más rápido. Además, tiene propiedades diuréticas.  ¿Conocías esto sobre ella?

Haciendo referencia a la Cultura Precolombina ellos consideraban a esta planta sagrada ya que una de las características de sus entierros eran que colocan lo más preciado y significativo en las tumbas de los jefes y sacerdotes de sus colonias o tribu y las doradillas como también se le llama a la Rosa de Jericó, han sido encontradas en muchas ellas.

2. Cuidados de Rosa de Jericó

Hacer referencia a los cuidados de esta planta es comenzar diciendo que es muy resistente y soporta cualquier ambiente extremo en el que se encuentre, pero es importante seguir las siguientes recomendaciones:

2.1 Exposición al sol

De igual forma esta planta se puede ubicar donde no reciba el sol directo ya que esto no le afectará mientras tenga buena iluminación y se mantendrá bien.

La excepción es el frío, porque las temperaturas por debajo de los 16º C no le favorecen en nada y les puede llegar a afectar un poco en su desarrollo.

2.2 Emplazamiento

La Rosa de Jericó se puede sembrar en casi todo tipo de suelo porque no es una planta que tenga sensibilidad a la calidad del mismo, ejemplo de ello es que la puedes sembrar en tu jardín sin ninguna complicación.

Una sugerencia es sembrarla en maceta para su fácil traslado a un lugar donde esté protegida de los vientos, el exceso de frío y exceso de las lluvias.

Cuando esté en pleno crecimiento si la exposición al sol es directa y seguida puede pasmar o detener el crecimiento a edad muy temprana. Debe mantener la humedad necesaria para mantener su color verde.

2.3 Suelo

El tipo de sustrato o suelo no debe ser motivo de preocupación puesto que la Rosa de Jericó crece sin problema alguno en terrenos como arenosos, arcillosos, tierra con bajo pH y hasta terreno ácido.

Es importante que no se descuide la atención al tratamiento de la tierra en donde se va a sembrar la planta de Jericó, es decir se debe nutrir con abono adecuado para prevenir alguna plaga para siempre tener una condición óptima en su desarrollo y vida.

2.4 Riego

Se ha mencionado que esta planta soporta la sequedad por largo periodos, sin embargo, cuando la cultivamos o tenemos sembrada en casa y deseamos que la Rosa de Jericó esté en su esplendor se debe regar tres veces por semana cuando hay mucho calor y una vez si hay humedad en el ambiente.

Se puede reconocer si necesita riego observando el sustrato de la maceta, si vemos que está seco, es que la Rosa de Jericó necesita riego. Otra forma de mantenerla húmeda es sumergirla en un recipiente con agua, pero se debe estar pendiente de cambiar el agua de forma habitual.

Si llegan a secarse por completo sus hojas se contraerán totalmente adquiriendo una forma esférica y durante años permanecer seca. Pero al humedecerlas, es decir, si la planta se vuelve a hidratar, porque el ambiente sea húmedo o la pongamos en contacto con el agua, recobrará toda su frescura.

El estado de seco a verde de la planta se puede repetir muchas veces durante años, no crece mucho, solo 15 centímetros de altura. Cuando está en proceso de floración muestra pequeñas flores blancas.

2.5 Abonado

Es sencillo, se agrega compost o abono una vez al año en época de primavera sólo se tiene que hacer para estimular el crecimiento de la planta.

2.6 Reproducción

La reproducción de la Rosa de Jericó se realiza según las siguientes instrucciones al agarrar una porción de planta y sembrarla también, arráncala directamente con un poco de raíz y listo.

Para que le des tiempo a las raíces a crecer hazlo en otoño o invierno para que cuando llegue el calor la planta crezca sin problemas y tenga un sistema radicular formado.

2.7 Mantenimiento 

En este aspecto del mantenimiento de la Rosa de Jericó hay ciertas cosas que deben considerarse, se buscará un cuenco, pecera redonda o plato hondo elaborados en cristal, barro cocido o madera para sembrarla.

 ¿Qué más detalles, hay que tener en cuenta para mantener nuestra Rosa de Jericó en perfecto estado?

Esta planta debe ser tratada de la siguiente manera:

  • No se recomiendan los materiales sintéticos porque se piensa que son malos para las energías que proyecta la planta.
  • Se debe cambiar el agua a los tres días. Después, a partir de ahí, se cambia el agua cada dos semanas.

Por otra parte, se debe tener en cuenta  que la primera vez que la echemos en agua ha de ser un martes o viernes a las 9 de la mañana o a las 3 de la tarde.

Cada vez que se cambie el agua, se debe rezar una oración Rosa de Jericó y es la siguiente:

“Divina Rosa de Jericó. Por la bendición que de nuestro Señor Jesucristo recibiste, por la virtud que tú encierras y por el poder que se te concedió, ayúdame a vencer las dificultades de la vida, da paz, prosperidad, alegría, salud y felicidad a este hogar en donde tú estás, al igual que a sus moradores, protégelos de cualquier enfermedad y mal. Divina Rosa, todo esto te lo pido en virtud de todo aquello que tú encierras, en y por amor de Cristo Jesús. Amén”.
  • Una de las características en el agua es que si se pone turbia los primeros días es porque está limpiando el ambiente de las malas energías
  • Se puede añadir agua siempre que sea necesario en el recipiente donde esté la Rosa de Jericó porque debe estar sumergida, si el agua está clara, es señal de que todo va bien.

Se pueden utilizar los restos de la planta cuando se seque para confeccionar saquitos de la suerte, porque sigue conservando sus poderes durante bastante tiempo una vez ha finalizado el ciclo vital de la planta.

En los saquitos se pueden combinar o mezclar con ruda, muérdago y cilantro o lágrimas de Balaal, que combinan perfectamente con ella.

3. Leyendas

En el sentido religioso también cuenta con sus leyendas. Por ejemplo, los cristianos asociaron esta planta con eventos de personajes de la biblia, vamos a conocer de qué se trata a continuación:

Una de las leyendas hace referencia a María y cuenta que cuando ella huía con su esposo José y el niño Jesús para que Herodes no lo matara y cuando ella se bajó del burro y tocó el suelo, una Rosa de Jericó, brotó para saludar a Jesús.

Cuenta otra leyenda que cuando Jesús murió en la cruz todas las rosas murieron y revivieron pasados tres días, el mismo día que Jesús.  Y para finalizar otra leyenda asegura que la Rosa de Jericó apareció cuando Jesús derramó su sangre por la humanidad.

Existe una leyenda que cuenta que Jesús se encontraba orando en el desierto y el viento empujaba a su antojo una Rosa de Jericó la cual quedó parada a sus pies.

Al amanecer, con la humedad del ambiente se transformaba en gotas de rocío posadas delicadamente y quedaban entre las ramas de la planta. Se dice que Jesús recogía estas gotas con sus dedos y se las llevaba a los labios para calmar su sed, después de haber pasado toda la noche orando.

3.1 La ciudad de las palmeras, Jericó

Con la llegada de la humedad, Los magos y chamanes prestaban atención a las Rosas de Jericó del desierto porque se abrían lentamente si la lluvia era inminente, se expandían rápidamente; por el contrario, permanecían cerradas en ausencia de precipitaciones o tiempo seco.

Colocar una Rosa de Jericó en un vaso de agua de lluvia según los ocultistas franceses si esa agua se despliega con ufanía aseguraban que una mujer embarazada podría estar tranquila porque el parto se desarrollaría sin complicaciones.

En Valonia, Bélgica tienen la tradición y creencia que traerá suerte y fortuna colocar doradillas en un plato o en jarras llenas de esta rosa y tenerlos en los negocios o casas, en esta zona se pueden ver que lo hacen en la actualidad.

Otro lugar es Normandía que también se pueden observar en algunas iglesias en platos y jarras las doradillas o Rosa de Jericó cuando la magia se fusionaba con la religión aquella época medieval.

4. Rituales de la Rosa de Jericó

4.1 Cosas a tener en cuenta

Se establece que en este ritual los factores esenciales, para que esta planta haga su efecto, son la FE, la MENTE POSITIVA y la VOLUNTAD llamados triángulo de la verdad.

En este sentido la fe, debe ser total por parte del practicante, la mente positiva porque debe atraer buenas vibraciones y la voluntad, porque es necesario realizar el trabajo al pie de la letra sin hacer modificaciones por parte del que lo practica o hace la magia.

4.2 Ritual para conseguir trabajo

En este ritual se debe hacer lo siguiente; colocar la Rosa de Jericó en un plato hondo o pecera de cristal, debes escribir en un papel, el deseo de conseguir trabajo en la brevedad posible.

Se necesitará un imán o piedra magnética porque se envolverá con un papel donde irá escrita la petición hecha, la cual deberá escribirse con un lapicero sin usar o un lápiz grafito nuevo también, debe hacerse como se indica, Después se rezará la siguiente oración a la Rosa de Jericó durante 29 días mientras haya luna llena para el cumplimiento de ese trabajo necesario.

 “Santa Rosa y San Pancracio,
 esta ofrenda os hago yo,
 con deseo limpio y puro,
 y la gran ilusión,
 que el trabajo serio y largo
 llegue hasta mi corazón” 

Después de hacer este ritual, se entierra la flor en el jardín o espacio con tierra de nuestra casa para recoger toda la protección en adelante y esperar que ocurra lo deseado.

4.3 Ritual para proteger el hogar de las malas influencias

Cuando se sospecha de mal de ojo en nuestro hogar o que hemos sido víctimas de un maleficio porque pueden cosas extrañas a nuestro alrededor e incluso para cuando usted se muda a una casa nueva aquí le dejo la receta ideal para que haga un ritual de protección para el hogar de malas influencias, veamos:

  • Tres velas de colores verde, roja y blanca, cogeremos tres Rosas de Jericó y un lunes por la noche, pondremos en un rincón de la casa tres baldes de agua con una flor en cada uno de ellos

Las tres velas antes mencionadas se colocarán en tres recipientes deberán formar un triángulo de lados más o menos equivalentes, esas velas se frotarán previamente con aceite de mandrágora.

Se rezará en voz de baja poniendo fe en esa oración y encenderemos las velas durante tres minutos cada día y durante nueve días, es la siguiente oración:

 “Por la santa llama de Melquisedec,
 por la flor divina que renace,
 por los colores de San Alejo (verde, blanco y rojo)
 que el mal que mi casa está sufriendo,
 por las tres fuerzas divinas (hacer la señal de la cruz)
 desaparezcan para siempre de mis aposentos.” 

Después que se hacen los rezos y pasados unos días se recogen los restos de las velas el agua y las flores y se tiran a la basura, porque se supone que todo lo malo que había allí quedó impregnado en los restos de estas cosas y hay que deshacerse de eso y no dejar que nadie lo toque y menos los niños.

Escrito por: Alejandra Bogallo

X